Con Mbappé o sin Mbappé esta Francia no enamora. Y tampoco gana. Ayer se vio incapaz de batir a una Polonia que se presentaba a la cita con la única tarea de defender el orgullo ante los 30.000 compatriotas que la jaleaban. El traspié que supuso el empate y la victoria de Austria ante Países Bajos han relegado a la vigente subcampeona del mundo a la segunda plaza del grupo. Esto la lleva al lado del cuadro por el que circula España. Si Inglaterra queda segunda de su grupo también irá por ese flanco que se ha envenenado con el traspié francés y la gesta austriaca.

Seguir leyendo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *