<strong>Fernando Alonso ha regresado a la Q3</strong>, tras dos carreras en que el Aston no estaba para granes cosas, sacando partido tanto al nuevo alerón delantero del Aston Martin como al asfalto cambiante del circuito de Silverstone para pescar en río revuelto<strong>. Pero supo a poco para el potencial que tenía ese coche.</strong>

Seguir leyendo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *