Eslovenia respira. Superó la primera ‘final’ del Preolímpico, está en semifinales y puede seguir soñando con estar en los Juegos. Es lo bueno que tiene disfrutar de Luka Doncic, que lideró el decisivo triunfo sobre Nueva Zelanda (78-104) con un recital de los suyos: nuevo triple-doble con 36 puntos (6/13 en tiros de dos, 3/12 en triples y 15/18 en tiros libres), 11 rebotes y 10 asistencias.

Seguir leyendo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *