La <strong>Superliga </strong>reclamó la estimación de su demanda contra la <strong>UEFA </strong>y la <strong>FIFA </strong>al haber quedado constatado que ambas incumplieron la normativa de la Unión Europea por <strong>abuso de posición</strong> de dominio e impedir la libre competencia, con su rechazo a la puesta en marcha de la competición en 2021 y los perjuicios <strong>»incuantificables»</strong> causados por ello.

Seguir leyendo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *