A Thomas Christiansen, el entrenador español que dirige a Panamá, le preguntaron si prefería cruzarse con Brasil o Colombia en los cuartos de final. Para entonces, estas selecciones aún no se habían enfrentado para definir quién sería el primero de su grupo y rival de los centroamericanos en la próxima fase. “A ninguno (…) ambos son jodidos”, aseguró Christiansen, despertando risas entre los asistentes a la rueda de prensa. Pero inevitablemente tendría que ser una de las dos y resultó siendo Colombia, que completa 26 juegos sin perder tras el empate a un gol con Brasil. Desempolvado el historial, no son muchos los partidos que se encuentran entre canaleros y cafeteros. El más relevante, sin embargo, está por jugarse esta tarde.

Seguir leyendo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *