El <strong>Barcelona</strong> juega la próxima semana un partido que marcará la temporada: la ida de los cuartos de final de la <strong>Champions Legue</strong> contra el <strong>PSG</strong> de <strong>Luis Enrique</strong>. La importancia del encuentro y la calidad del rival provocan la necesidad de que<strong> Xavi </strong>apueste por su once teórico más competitivo, en el que están <strong>Pedri y Frenkie de Jong</strong>. Ambos jugadores están lesionados y pese a que en el vestuario reconocen que son dos piezas fundamentales para ese compromiso también aseguran que en ningún caso forzarán su regreso: no quieren recaídas. Los antecedentes de ambos profesionales invitan a no aventurar plazos ni, sobre todo, correr riesgos.

Seguir leyendo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *